comer insectos

4 motivos para comer insectos (por si te interesa probarlos)

Comer insectos siempre ha sido un tema de poco agrado para la mayoría, a pesar de los increíbles beneficios que aportan. A continuación te presento 4 motivos de porque deberíamos de comer insectos.

1. Tienen un alto valor nutricional

Los bichos como muchos los conocen son ricos en grasas, proteínas, omega 3, 6 y 9, poliinsaturados, además son ricos en fibra y también aportan micronutrientes como calcio, hierro, magnesio, selenio, manganeso, fosforo y zinc. La calidad de las proteínas y los nutrientes que aportan los insectos, es superior en comparación a las del pescado y la carne.

Las proteínas que tienen los insectos son un 50 por ciento superior a cualquier animal de granja de consumo tradicional, por ejemplo, la carne de cerdo presenta 16,6% de proteínas, el cordero un 15,6%, la ternera un 21% y el pollo 19,9%. También algunos insectos aportan hierro del bueno a nuestro organismo, podemos consumir carne rica en hierro pero eso no significa que nos sirva como fuente de hierro.

El hierro puede presentarse de dos maneras como hierro no hemo y hierro hemo, la carne de ternera contiene hierro hemo que es el que nos sirve como fuente de hierro, curiosamente y para nuestro beneficio si el futuro llegáramos a comer insectos, es que el gusano búfalo tiene más hierro del bueno que la carne de ternera.

2. Ayudan a preservar los recursos del planeta

Se estima que para mediados de este siglo, el mundo contara con 9 mil millones de bocas que alimentar, y es casi imposible que la producción de alimentos pueda crecer al mismo tiempo. La producción de alimentos especialmente de origen animal necesita muchos recursos naturales, como agua, energía. Por ejemplo el 33 por ciento de las tierras cultivables producen cosechas para la ganadería.

A medida que la población crezca el consumo de carne va ser mayor y se va necesitar talar más bosques para tener más espacio para nuevas cosechas y así poder alimentar a más ganado, otro problema es que las vacas son las responsables de la producción de gas metano que contribuye al efecto invernadero y el calentamiento global.

Mientras que la producción de insectos para consumo humano, solo necesita la mínima cantidad de recursos naturales. Se cree que comer insectos dejara de ser una moda para convertirse en una necesidad.

3. Sus riesgos para la salud son mínimos

Muchos creerían que comer insectos podría ser dañino para la salud, pero no es así, hay más probabilidades de contraer alguna enfermedad por el consumo de otro animal que por un insecto. Los posibles peligros son: restos de pesticidas y alérgenos. Nada a comparación a los riegos de consumir carne roja. En Europa los principales insectos que se consumen son los saltamontes, larvas y grillos ya que no tienen virus o microorganismos patógenos que puedan afectar la salud.

4. Poseen una gran versatilidad gastronómica

Comer insectos

Hay más de 1,899 especies de comestibles de escarabajos, hormigas, grillos, orugas, termitas, saltamontes… se pueden consumir en polvo o enteros, se pueden cocinar hervidos, fritos, cocidos, asados, estofados y guisados. Incluso se puede comprar harina de saltamontes, grillos, gusano Búfalo y gusano de la harina en algunos supermercados y en tiendas en línea. Hay una gran variedad de recetas con insectos como por ejemplo, arroz con saltamontes, hormigas estofadas, ensalada templada de gusanos de cera, escorpiones rebozados etc.

Deja tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *